viernes, enero 26, 2007

Por favor…démosle dignidad al deporte















Esta semana hemos apreciado como el escándalo Chiledeportes sigue dando que hablar y en mi opinión, diseña el retrato de cómo una idea con buenas intenciones, ha sido destruida para convertirse en el ejemplo de la corrupción.
Ahora su ex directora, Catalina Depassier, entregó datos falsos en su currículo. El ejemplo de lo sucedido con la señora Catalina, es el típico signo de algo que se veía mal. Cabe recordar que cuando la ex directora asumió en el cargo sus primeras declaraciones no fueron muy afortunadas y hacían mención a que desconocía el tema deportivo.
Actualmente y luego de los sucesos acaecidos en esta institución, encuentro mucha razón a un comentario radial que decía que Chiledeportes, es una verdadera “repartición pública” (haciendo ironía con el reparto de fondos públicos) o que debiera llamarse Chilerecortes.
Lo lamentable de todo, es que el deporte chileno no se merece todo este espectáculo porque mientras algunos hacían magia con algunos proyectos, los deportistas entrenaban duramente en alguna pista atlética con baches, como es el caso de la ciudad de Ovalle.
Triste que actualmente el deporte tenga este marco tan miserable. Poniéndonos la mano en el corazón, siento que algo anda muy mal en nuestra estructura como país. Con alcaldes suspendidos y otros enredados en los tribunales.
Me parece que nuestra patria requiere de mayor dignidad para el deporte. Para que hablar del problema que protagonizaron las campeonas mundiales de Jockey y la serie de desaires que tuvieron que sortear para lograr un instante de gloria.
Entonces, es cuando la respuesta a por qué Chile no cuenta con grandes actuaciones en esta materia está de más. En primer lugar debieramos darle dignidad a esta actividad, teniendo una entidad que por lo menos sea transparente en su actuar y bien controlada por las instancias que corresponden, para que no nos sorprendamos con instituciones que según algunos personeros de Gobierno, “se mandan solas”.
Tengo la certeza que dentro de Chiledeportes hay muchos funcionarios, al igual que en otras instituciones, en las que se trabaja con transparencia y profesionalismo que desafortunadamente han sido opacados por unos pocos. A ellos sólo resta decirles, “aún tenemos patria ciudadanos”.
Publicada en seccion opinión de Diario El Día, con fecha 2 de Febrero.

1 comentarios:

Lorena Sáez dijo...

Una pena este tema de la corrupción, porque parece que cada día abarca más y más entidades, personas y espacios públicos.

Y pensar que tenemos tanto buen deportista esperando su oportunidad... en fin, confiemos en que aun tenemos patria.

Salu2